09 mayo 2008

39º semana - Todo preparado para una nueva vida

La verdad es que ya hace tiempo que las tengo preparadas,sobre todo la del futuro bebé,pero les he hechado otro vistazo a las maletas hechas para ver si me olvido de algo,que probablemente sea así y cuando esté en el hospital me acuerde.....Menos mal que estamos tan solo a 10 minutos de casa.
Vuelvo a estar algo tranquila de momento,me imagino que hasta que tenga que ir otra vez a la gine el martes,y cuando me diga que me puedo poner de parto en cualquier momento otra vez,saldrán otra vez las dudas y los nervios....Por ahora estoy tranquila.Tengo dolores,los típicos parecidos a los de la menstruación y ahora a parte me dan como pinchazos que me imagino que será el bebé que empuja para ir haciendose sitio......
Mañana entramos en la semana 39,estoy algo mosca porque me han slido unas poquillas más de estrías,y me dá rabia porque durante todo el embarazo he estdo hechándome aceite y ahora que estoy en la recta final me esta saliendo todo.....ya me dirás tu que para nada que queda tienen que salir.......En fín.....es lo que hay.....
Me duele bastante la mano derecha y es que la tengo algo hinchada y encima se me ha abierto la muñeca....Vamos apañaos jejejeje.....
Explícaremos la evolución del bebé que bueno...mas o menos ya se sabe que estas últimas semanas las aprovechan para coger el máximo peso posible....
El bebé tiene 37 semanas de vida. Mide entre 49 y 51 cm. y pesa alrededor de 3.400 gramos.
Toda la grasa acumulada le servirá para regular su temperatura después del nacimiento.
Los órganos están completamente desarrollados y, a medida que ha ido aumentando de peso, todas las arruguitas y pliegues que tenía en la piel han ido desapareciendo. A pesar de que está ya muy apretadito en el vientre, se mantendrá activo hasta la hora del parto. Si notas que disminuye su actividad, llama a tu doctor porque esto podría indicar que hay un problema.¿Y si se acaba la semana y todavía no ha nacido tu bebé? No te preocupes. Sólo el 5 por ciento de los bebés nacen en la fecha prevista. La mayoría de los doctores esperan otras dos semanas antes de considerar la inducción al parto.
Quizás hayas visto en algunas comedias de televisión, que las mujeres siempre rompen aguas (la fuente o bolsa) de manera muy espectacular, en medio de un lugar lleno de gente, y que inmediatamente se ponen de parto. Pero no debes preocuparte, porque este tipo de escenas no son nada comunes. Tan sólo en un 15 por ciento de los casos, el saco amniótico se rompe justo antes de empezar el parto. De todas formas, si rompes aguas, o si sospechas que lo has hecho, llama a tu doctor lo antes posible y estáte tranquila, porque todavía pueden pasar horas hasta que sientas la primera contracción. De igual forma, debes llamarlo si sientes que el bebé ya no se está moviendo como antes, tanto si has roto aguas como si no.El parto generalmente empieza uno o dos días después de haber visto el tapón mucoso. Otra señal de que el parto ha comenzado es tener contracciones regulares, que cada vez vienen a intervalos más cortos.
Es posible que experimentes períodos de contracciones rítmicas que luego cesan. Es lo que comúnmente se denomina preparto.
Tu cuerpo y tu mente están listos para la experiencia del parto aunque tu actitud es ambivalente por un temor que ronda por tu cabeza: Una nueva vida se acerca y al igual que a tu bebé, te demandará esfuerzos extras. No te preocupes, cuando conozcas a tu hijo verás que todo será más fácil de lo que creías.

No hay comentarios:

Publicar un comentario